PSVITA WiFi es asaltada y la roban la mitad de la RAM

Aaay que me quitaron el dinero del almuerzo

La potencia fue la gran diferencia entre la generación PS2 y la generación actual de consolas, y no digamos ya de portátiles con el salto de Game Boy Advance a DS o PSP. A principio de año la potencia volvía a ser protagonista con el anuncio oficial de PSVITA, nos enseñaban sus características, algún video sobre la potencia gráfica que puede alcanzar, el gran avance que suponía tener 2 sticks, en definitiva, nos vendieron un pepino de consola y no contentos con eso un poco más tarde nos daban los precios oficiales que lo ponían al nivel de salida de PSP costando la versión sin 3G 249.90 € y con él 299.90 €. Entonces ocurrió la tragedia.

Ayer “confirmaba” un desarrollador de Novarama que el cambio de RAM “no afectará a su juego Reality Fighters”, y es que la versión light de la nueva portátil de Sony contará con la mitad de RAM pasando de 512 MB a 256 MB, eso sí el precio por ahora se mantiene por supuesto.

Muy mal estos recortes una vez anunciado el precio, y las palabras de un desarrollador tampoco son tranquilizadoras, es posible que no afecte al rendimiento “de primeras” pero si la versión con 3G carga los juegos el doble de rápido, que imagino que no porque lo caparán para que no nos escandalicemos, harán llorar al niño Jesús.

Fuente: Eurogamer.net

Edit: Eh que no, que la intentaron robar pero PARECE que no la consiguieron quitar nada: Eurogamer.net

2 comentarios
  1. Ibero
    Ibero Dice:

    Que tristeza madre mia, y ver esta noticia en algunas paginas justo debajo de los de epic pidiendo 4 gigas para las nuevas sobremesa, queda gracioso.
    El comentario del colega desarrollador diciendo que eso es mejor para los desarrolladores, es la guinda a la tristeza del articulo

    Responder
  2. Kenji
    Kenji Dice:

    Ahora el director de Novarama se ha retractado y dicen que no tienen ni idea, lo de siempre con los rumores confirmados. A ver en que queda todo este drama tecnológico.

    Responder

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *