Music Sunday – Space Channel 5 (Dreamcast, PS2)

creepy crawlers

Hoy voy a hacer algo que yo llamo ‘trampear descaradamente’. Y es que hablar de un videojuego musical en una sección de música lo considero ser un cheater de alto nivel, y es precisamente lo que voy a hacer hoy con ese juego lleno de groove y ritmo que fue Space Channel 5.

La reportera más discotequera del futuro se encuentra cubriendo la noticia de unos misteriosos aliens que acaban de llegar a la Tierra para hacernos bailar como si estuviéramos en el mismísimo infierno. Para liberar a los zombis danzarines de los aliens y llegar al final del caso Ulala, una de las prostitutas recientes de Sega que entran en todos los juegos, tendrá que ir avanzando durante una serie de niveles al más puro estilo Simon Dice, esto es repitiendo las secuencias de baile mediante la pulsación de botones del tosco mando de Dreamcas (o PS2 si no confiabas en Sega (enhorabuena)).

El título de United Game Artist, parte del actual Sonic Team y quienes también desarrollaron el juego de culto Rez y otro bastante meh que fue Sonic Riders, arrancaba muy poderoso. El tema principal llegaba directamente desde los sesenta, era Mexican Flyer de Ken Woodman un compositor y trompetista británico que le sentaba de miedo a la invasión extraterrestre. Pero no solo de Mexican Flyer vivía Space Channel 5.

A pesar de que todas las escenas introducidas por el juego utilizaban la canción de Ken Woodman como puente para pasar de una a otra, y es evidentemente con lo que más te ibas a quedar del juego, el resto de tracks de la banda sonora estaban compuestos por Kenichi Tokoi y Naofumi Hataya que entre los dos se han ventilado más juegos de Sega de los que podéis contar con los dedos de las manos. Entre ellos cosas como Let’s Tap, la segunda parte de Space Channel 5 o incluso algunos temas de Yakuza 4.

Como comprobaréis todo sigue bastante la estela de Ken Woodman, una banda sonora llena de un ritmo de jazz bebop (yep, la intro de Cowboy Bebop es jazz bebop) bastante marcado. Es un poco como los sesenta antes de llegar al ambiente discotequero de los setenta, y la verdad es que le sienta de miedo. Trapped in the Galaxy es uno de sus mejores exponentes.

No obstante también tontea con el techno suave y el dance, algo que le pega aunque no es tan molón como el bebop. Morolian Monroe! Rapid Geminis in the Monitor, títulos cortos y fáciles de recordar, muestra como incluso puede hacerse un poco pesado este cambio de un género a otro pero The Strange Path hace que luzca un poco mejor, en general porque creo que es más corta y no te dan ganas de matar gente al ser poco tiempo.

Me quedaré con Getting the Truth como canción-que-no-es-el-Main Theme preferida, y por supuesto aquí os dejo la lista a la banda sonora por si andáis de ánimo para la escucha.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *