Music Sunday – Shadow of the Colossus

shadow of the colossus

Cada vez me es más difícil sacar tiempo para hacer esta sección y escuchar bandas sonoras raras para compartir con vosotros, por ello estoy tirando del recuerdo y me temo que este domingo toca un poco generación PS2. Pero de la buena, de la de Shadow of the Colossus.

Y es que el segundo juego del Team ICO, y que visto como está el tema con The Last Guardian esperemos que no sea el último, hizo que me mojara un poco los pantalones. Sin necesidad de una enrevesada historia, por no tener no tenía ni voces (en un idioma legible), y con una cámara que a veces te quedaba vendidísimo, Shadow of the Colossus combinaba exploración y batallas contra jefes finales y absolutamente nada más. El juego eran 16 batallas épicas, y lo suficientemente  diferentes entre ellas para no aburrir, en las que con tan solo tu habilidad con el arco y la espada y tus increíbles dotes como escalador, debías acabar con todos esos gigantes para salvar a tu chica. Recomendado, entretenido y un deber jugarlo si te haces llamar gamer.

Y no es que tuviera una banda sonora realmente extensa, vale que en este link que os dejo hay más de cuarenta tracks pero durante el juego no vais a percibir ni la mitad. Sin ser esto algo malo, al contrario, te mantiene completamente absorto con sus colosos y paisajes, la banda sonora está bellamente orquestada con un buen montón de cuerda y percusión. Los momentos de historia, pequeñas escenas generadas con el motor del juego donde intentan explicar que está pasando aunque dejan mucho a la imaginación del jugador, es quizás donde más se puede apreciar la belleza y tranquilidad de las melodías.

Pero todo ello acaba en el momento en el que te topas con uno de tus adversarios. Es en este instante, el que más se repetirá, cuando suene Grotesque Figures haciéndote sentir verdaderamente pequeño ante la imponente silueta del coloso. Sus timbales parecerán que marcan los torpes pasos del gigante, los violines te generarán la suficiente tensión para que, a lomos de tu caballo Agro, por fin des con el punto débil del enemigo y consigas acceder a él. Cuando lo descubras la música volverá a cambiar, se tornará aún más épica y los violines sonarán con un matiz de esperanza que es justo lo que necesitas para no sentirte tan vulnerable mientras escalas una espalda gigante. The Opened Way se quedará en tus recuerdos para siempre.

Y es precisamente el momento que he elegido para Music Sunday. Es imposible no venirse arriba con esos violines.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *