quackshot

Music Sunday – Quackshot (Mega Drive)

Todos vosotros jóvenes jugadores y jugadoras, vivistéis una época triste en la que los personajes de Disney se limitaban a aparecer en los juegos de sus películas y demasiados Kingdom Hearts. Los veteranos en cambio además de haber podido jugar a todos aquellos videojuegos basados en las películas, por cierto mil veces mejores que los que sacan actualmente, pudimos gozar de múltiples títulos en el que los personajes más carismáticos de la grande de la animación se metían en aventuras más allá de la animación. Este es el caso de Sega, Donald y aquel genial plataformas mezclado con “mazmorras” llamado Quackshot en el cual la música tenía marca de la casa.

Donald siempre fue la pareja perfecta de Mickey. Mientras el ratón disfrutaba de su protagonismo absoluto por ser el primogénito, el pato se convertía en una magnífico compañero de aventuras: era torpe, gracioso y apenas se le entendía cuando hablaba. World of Illusion metía a los dos personajes en una aventura cooperativa, o no pero el cooperativo era divertidísimo, y a mi parecer se alcanzó la cúspide de la saga Illusion con este genial juego. No obstante un año antes aparecería en el mercado un juego creado por el Sonic Team, o al menos parte de él, en el cual el pato Donald era dueño y señor del cartucho.

Caracterizado de un aventurero que recordaba más de lo debido a Indiana Jones, Donald protagonizaba Quackshot una aventura de acción y plataformas en el que podíamos elegir nuestra ruta y durante la partida iríamos desbloqueando diferentes partes del mapa gracias a las habilidades adquiridas. Era divertido, animado, tenía personajes de Disney y además a Shigenori Kamiya para poner música de fondo.

Quizás por el nombre no lo recordéis pero nada más empezar a escuchar la banda sonora de Quackshot debería veniros a la mente el nombre de otro juego. El peculiar estilo de Shigenori mezcla animadas melodías muy cercanas a la factoría de dibujos animados pero a la vez incorpora tonos un poco más oscuros produciendo un efecto muy extraño, la música gusta pero resulta chocante como por ejemplo la música de los Final Boss es épica pero a la vez da un mal rollo terrible, quizás sean esas notas chirriantes o quizás es que sepamos cual fue le trabajo anterior del compositor: Castle of Illusion.

Si no lo recordáis, Clock Tower ya se paseó por aquí, aunque en su versión de Game Gear en la cual no sé si participó el señor Kamiya, en cualquier caso da igual, la de Mega Drive también era bastante espeluznante. Por supuesto el compositor sabía diferenciar perfectamente las fases dando lugar a una caracterizada Maharajah con unos tonos indios geniales que no tenía que ver nada con la divertida, aunque la recuerdo como un infierno de pequeño, South Pole.

Toda la banda sonora la tenéis aquí, y mi elección rápida se queda esta vez en Viking Ship, una fase que también me hizo sudar lo suyo.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *