beatbuddy

Music Sunday – Las seis canciones de Beatbuddy

Hace unas semanas de aquel Humble Indie Bundle 11 que nos volvió locos a más de uno y más de dos, buenos juegos por todas partes y con la suerte de que en la segunda semana incorporaron uno al que tenía especiales ganas: Beatbuddy: Tale of the Guardians. El juego de los alemanes Threaks mezclaría música con acción y puzles en seis mundos dibujados a mano con un protagonista que parecía un Flubber azul con cascos. Pero algo me llamó la atención: era de los pocos juegos que venía sin banda sonora, sorprendido debido a la calidad de la misma me puse a indagar el porque de ese terrible error. Cinco minutos en Google me bastaron para entender porque no podían regalarla: copiosa calidad y tres euros en bandcamp eran la razones.

Detrás de ese buen juego se podía encontrar una banda sonora de seis canciones, cuya duración no supera los 21 minutos, acompañadas de nombres que a priori, como a mí, puede que no te suenen aunque si  los investigas es posible que te lleves más de una sorpresa.

Toda ella está basada en la música electrónica y aunque la mayoría tengan ese toque ‘Goldfish’ de jazz fusión, cada uno de los artistas sabe aplicar ese punto que diferencia a unos de otros pero que escuchándola del tirón te hace quedar completamente encantado. Parov Stelar es quien abre el juego con el magnífico Beatbuddy Swing, una composición que tiene ese sabor a jazz fusión mencionado anteriormente y no trata de ocultarlo en ningún momento. La segunda canción de la banda sonora corre a cargo de Sabrepulse, un músico que lleva nueve años en esto del chiptune y que sabe adaptar perfectamente su tipo de música al rollo de Beatbuddy, Love Swing bebe de ambas fuentes (Chiptune y Jazz Fusion) y la verdad es que lo clava brutalmente.

Es con la tercera canción con la que llega el cambio de tercio, Europe Deep sorprende con Lost in Yesterday volviendo la tónica de la banda sonora más relajada, más chillout y lejos de romper el ritmo se agradecen esas voces a lo Daft Punk y esa tranquilidad digna de Random Access Memories. No obstante no es el único que rompe con la temática jazz de Beatbuddy, Curtis Newton pone el tono disco de los setenta atravesando nuestros oídos con la canción más funky de todo el juego: I’m Your Star, y se agradece viniendo de la relajante Lost in Yesterday.

En la recta final se encuentran La Rochelle Band, una banda austriaca liderada por Peter Cruseder, músico y productor, que mete un poco más de ritmo al asunto aunque sin acelerar nada con You Are The One para llevarnos a la última gran estrella de la OST: Austin Wintory. Stingin’ Swing es lo que el compositor de las bandas sonoras de Journey o Monaco: What’s your is mine tiene que decirnos, vuelve al jazz el juego pero lo hace con una maravillosa voz que acompaña al saxofón y el piano de la canción, sin duda alguna un cierre de lujo.

Beatbuddy : Tale of the Guardians puede gustarte más o menos pero tras estas últimas líneas tendréis que escuchar el vídeo y comprobar, para bien, que no se le puede reprochar nada a su estupenda música.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *